Automóviles

Por primera vez en sus 75 años de historia, Ferrari lanza un automóvil de cuatro puertas y cuatro plazas en el que el poder colosal se aúna con un estilo revolucionario

En medio de una enorme expectación, Ferrari ha lanzado el poderoso Purosangue, un coche que promete cambiar el panorama de los vehículos de alto rendimiento en todo el mundo. Propulsado por un motor V12 atmosférico, conserva las características distintivas de los deportivos más potentes del Cavallino Rampante, esta vez emparejadas con funcionalidad y mayor altura de conducción.


El Teatro del Silenzio de Lajatico, en la provincia de Pisa, fue el espectacular escenario elegido para presentar este automóvil novedoso que lleva el ADN de Ferrari en su esencia y la innovación en su corazón. Llamado Purosangue por el término italiano para «pura sangre», el coche ha sido objeto de rumores y conjeturas durante muchos años, ya que tanto el público como los medios de comunicación especulaban sobre qué tendrían en mente en Maranello.


El Ferrari Purosangue es el primer automóvil de cuatro puertas y cuatro plazas de Ferrari, que combina un mayor espacio con el famoso rendimiento de la compañía

Ahora la respuesta está aquí, en todo su esplendor, con cuatro ruedas motrices, motor delantero y más potencia que ningún otro automóvil del segmento de los crossover. Diseñado para ser lo más aerodinámico posible, el Ferrari Purosangue presenta multitud de innovaciones, desde lo último en sistemas de control dinámico del vehículo hasta el debut mundial de la tecnología de suspensión activa de Ferrari con el sistema True Active Spool Valve (TASV) de Multimatic.


Una característica de diseño que probablemente dará que hablar es que el Ferrari Purosangue cuenta con puertas de apertura inversa, diseñadas para permitir que los pasajeros entren y salgan del automóvil con la mayor facilidad posible sin necesidad de aumentar el tamaño del vehículo. Por lo demás, los clientes encontrarán el maletero más grande de la historia de Ferrari, asientos calefactados delante y detrás y un sistema de audio de alta gama Burmester de serie.


Las exclusivas puertas traseras con bisagras permiten que los pasajeros entren y salgan más fácilmente, manteniendo intacto el diseño compacto

Las prestaciones son asombrosas: el Ferrari Purosangue solo necesita 3,3 segundos para pasar de 0 a 100 km/h, y unos increíbles 10,2 segundos para pasar de 0 a 200 km/h. El motor V12 de 6,5 litros ha sido cuidadosamente diseñado para ofrecer al conductor una cantidad aparentemente infinita de potencia bajo el pie derecho con la transmisión Dual Clutch de ocho velocidades y las culatas tomadas del temible 812 Competizione. La banda sonora producida es nada menos que asombrosa.



Para Ferrari, la sostenibilidad fue clave en el diseño del Ferrari Purosangue; de hecho, el 85 % del acabado de lanzamiento del automóvil se ha producido de manera sostenible: la tela del revestimiento del techo es de poliéster reciclado, la exuberante alfombra está hecha de poliamida reciclada de redes de pesca rescatadas del mar y Alcantara® de nueva formulación, también a base de poliéster reciclado.


El interior está cuidadosamente diseñado para brindar tanto al conductor como al pasajero una experiencia emocionante rodeado de materiales y espacio de lujo

Además, el interior del Ferrari Purosangue es una combinación de materiales de lujo y espacio sorprendente, todo ello centrado en la comodidad y la elegancia. Con un habitáculo de conducción inspirado en el SF90 Stradale, el ADN de los deportivos de Ferrari sigue presente, mientras que el pasajero delantero se verá igualmente envuelto en la experiencia de conducción, ya que su espacio cuenta con pantalla propia de 10,2 pulgadas para mostrar las cifras de rendimiento sobre la marcha.



Con un manejo y un rendimiento completamente inauditos en un coche de este tamaño y forma, combinados con el estilo emblemático de Ferrari característico de sus vehículos GT, cabe decir que el Ferrari Purosangue es realmente un automóvil como ningún otro.