Ferrari homenaje a las 1000 Miglia

Ferrari homenaje a las 1000 Miglia

Bandera a cuadros para el Homenaje Ferrari Tribute a las 1000 Miglia: triunfo para el 512 TR de Verghini/Fuso

Brescia, 15 de mayo de 2011

Después de 1.600 kilómetros de Norte a Sur y vuelta, con un corto tiempo preveraniego, al menos ayer, el Homenaje Ferrari llegó para el desfile por el Viale Venezia de Brescia, que tuvo lugar la última noche durante una fuerte tormenta eléctrica.

Después de la bandera a cuadros, los equipos participantes celebraron la larga, emocionante y desafiante carrera, así como el éxito del Ferrari 512 TR (1992), conducido por Verghini/Fuso, y que terminó por delante del 458 Italia (2010) de Danesi/Sesena y del 575M Maranello (2002) de Giuppi/Giuppi.

Hoy, domingo, los equipos descansarán en el Lago de Garda, en Sirmione, donde estarán expuestos los coches que han participado en el Homenaje Ferrari 2011 a las 1000 Miglia y tendrá lugar la ceremonia de entrega de premios.


Donde nació Ferrari

Maranello, 14 de mayo de 2011

Los 150 Ferrari, los protagonistas durante los últimos dos días en las carreteras de la 1000 Miglia entraron por la Via Grizzaga circulando hacia los Talleres de Ferrari, el lugar donde nacieron.
Una vez que abandonaron el recinto a través de las legendarias puertas de Via Abetone 4 y pasaron la Galleria Ferrari, los coches cruzaron la línea de meta del Homenaje 2011 en la pista de Fiorano.

Los últimos kilómetros marcados en el libro de ruta eran el retorno apropiado hacia los orígenes de estos vehículos rojos de Maranello. Una visita corta, pero muy significativa para los equipos participantes.

Ahora, sólo espera el desfile en Brescia para concluir este Tributo Ferrari 2011 a las 1000 Miglia.

Destino Fiorano

Roma, 14 de mayo de 2011

El último día del Homenaje Ferrari a las Mille Miglia comenzó muy temprano. A las 5.30 de la mañana, el primer coche de Maranello abandonaba una Roma durmiente, después de las noches de fiesta que habían envuelto a la ciudad.

Ninguno de los pilotos y copilotos estaba cansado, a pesar de los numerosos kilómetros que llevaban conducidos hasta el momento. Además, eran conscientes de que las emociones experimentadas se repetirían en la larga etapa de hoy, que les llevará a la línea de meta.

Después de Viterbo, los 150 Ferrari iban a atravesar los bellos centros urbanos de Siena y Florencia, antes de llegar al tramo donde muchos años atrás se decidían las auténticas Mille Miglia: las serpenteantes carreteras que llevan al Passo della Futa y la Raticosa. Fue en estas carreteras donde pudo acuñarse el nombre del ganador, la “Flecha Roja” (“Freccia Rossa”). Hoy, como entonces, numerosos espectadores animan a los coches que participan en el Homenaje Ferrari.

Estos vehículos del Homenaje llegarán después a Módena, tras pasar por la localidad natal de Enzo Ferrari y de disputar la gran final que tendrá lugar en el circuito de Fiorano, muy cerca de los talleres donde fueron creados. Posteriormente, como ocurría en las Mille Miglia, los automóviles finalizarán en el Viale Venezia de Brescia, en mismo lugar donde el jueves anterior iniciaron el Homenaje Ferrari a las Mille Miglia.

La capital italiana en rojo Ferrari

Roma, 13 de mayo de 2011

Los 150 equipos participantes en el Homenaje Ferrari estuvieron de acuerdo en un punto a su llegada por la noche a la capital italiana: esta etapa ha sido algo que recordarán durante mucho tiempo. Por muchos motivos; por las maravillosas carreteras que acentuaban el dinamismo de los coches del Cavallino Rampante; por los escenarios únicos a lo largo de la ruta de la carrera; por el cálido recibimiento que tuvieron en Roma los coches rojos de Maranello.

Después de llegar juntos al Estadio Olímpico, los 150 Ferrari que participaban en el Homenaje formaron una caravana por las calles de la capital, pasando por el Lungotevere della Vittoria y llegando hasta la pasarela preparada para los coches en el Castillo de Sant´Ángelo, donde los romanos, aficionados y turistas recibieron a los equipos y a sus vehículos. La magia de la marca Ferrari, la belleza de Roma y la bienvenida de los espectadores formaban una mezcla de emociones para todos los presentes, desde los aficionados a los equipos, estos últimos casi avergonzados por el afecto recibido.

De entre los Ferrari que estos días atravesaron las más fascinantes carreteras de Italia, 26 de ellos también participaban en la conmemoración histórica de las Mille Miglia: estaba el 735 LM (número 330), conducido por Christian Knobloch y completamente restaurado en Ferrari Classiche. Este coche tomó la salida en las Mille Miglia originales, en el año 1955, con Eugenio Castellotti al volante, y también en las 24 Horas de Le Mans con Phil Hill.

Otro participante muy especial ha sido el 250 GT (número 286), conducido por el americano Kenneth Roath, un coche que también fue reconstruido por completo en Ferrari Classiche y que ganó el premio a la mejor restauración en el Concurso de Elegancia de Villa del Este de 2009 y en el Cavallino Classic 2010, en Palm Beach.

El reto del Terminillo y las alegrías de Roma

Imola, 13 Mayo 2011

En la orilla del río Santerno, la caravana del Homenaje Ferrari a las 1000 Miglia arrancaba sus motores para la segunda etapa de esta gira roja, bajo el cálido sol de la primavera.

En el recorrido de hoy los 44 modelos diferentes de Ferrari que toman parte en este Homenaje abandonarán la región de Emilia Romana hacia Monte Titano y cruzarán la República de San Remo, San Sepolcro y los bosques de Umbria, pasando por el Monte Terminillo y concluyendo el reto de hoy con una caravana por las calles de Roma (donde el primer coche llegará a las 7:25 pm al Estadio Olímpico de la ciudad) y con un espectáculo en el Castillo de Sant´Angelo, lugar en el que el presidente de Ferrari, Luca di Montezemolo, dará la bienvenida a los 150 equipos participantes.

Equipos procedentes de todo el mundo revivirán las emociones en las mismas carreteras que los coches y participantes del constructor de Maranello, aquellos que contribuyeron a crear la leyenda del Cavallino Rampante. Una ocasión que los participantes de hoy no pueden perderse: desde Europa, pero también desde Estados Unidos, Hong Kong, Singapur e incluso Arabia Saudí. Esto confirma que no hay límites para la pasión por Ferrari.

En las conversaciones de los participantes antes de la salida de la etapa de hoy, se notaba que muchos pilotos y copilotos esperaban con impaciencia dos momentos concretos de la jornada: el paso de los más de 2.000 metros de altitud del Terminillo, donde el pasado año los participantes pudieron contemplar la nieve, y la tradicional y cálida bienvenida a los Ferrari en Roma.

El Homenaje Ferrari se dirige hacia Imola

Cento, 12 de mayo de 2011

Hay un sentimiento muy especial entre las 1000 Miglia y los espectadores en estos primeros kilómetros de carrera. Es una pasión que se transmite de generación en generación, con familias enteras y grupos de amigos celebrando al borde de la carretera el paso de las 1000 Miglia y su amor por la competición automovilística.

Esto es lo que los 150 equipos participantes en el Homenaje Ferrari a las 1000 Miglia han experimentado hoy, cuando comenzaron una hora antes que la histórica carrera: Los alegres aficionados saludaban calurosamente el paso de los vehículos del Cavallino Rampante a lo largo de la ruta. Lo mismo habían sentido en Brescia y en cada pueblo del recorrido hacia Cento.

Es una pena que probablemente no todo el mundo pudiera admirar el paso de los coches construidos en Maranello, por la caída de la noche. Aunque los espectadores fueron recompensados por el sonido de los motores de los 150 Ferrari: una sinfonía que se escuchaba desde muy lejos y preparaba a los entusiastas para el paso de los coches más espectaculares.

Después de Cento, el Homenaje Ferrari hará una parada en Imola durante la noche, con los equipos listos para experimentar mañana las emociones del camino hacia Roma.

Arrancan los motores para el Homenaje 2011

Brescia, 12 de mayo de 2011

Los 150 coches participantes en el Homenaje Ferrari 2011 a las 1000 Miglia han sido verificados durante la mañana por el personal responsable de estos procedimientos tradicionales y, posteriormente, han quedado expuestos en Brescia para ser admirados por los espectadores y aficionados de todas las edades, que se han dado cita estos días en este evento. Será una gran celebración del mundo del motor, donde también levantarán pasiones los coches rojos de Maranello.

Numerosos entusiastas se reunieron entre la Piazza della Loggia, Corso Garibaldi y Via Pace, donde estaban expuestos los coches participantes en el Homenaje Ferrari, para disfrutar de las últimas horas antes de la salida. Muchos de los más significativos vehículos de la historia de Ferrari pudieron ser contemplados, analizados en cada pequeño detalle, fotografiados para álbumes especiales y, con frecuencia, también se pudo escuchar el sonido de un motor al arrancar para deleite de los espectadores. Los curiosos admiraban maravillados los coches y eran testigos de la ardiente pasión que levanta la marca Ferrari.

Y esto es sólo el principio. A lo largo del recorrido de la prueba miles de personas darán la bienvenida a los participantes del Homenaje Ferrari y de las Mille Miglia.

El primer Ferrari en tomar la salida fue el 250 SWB (número 501) de 1957, que abandonó la rampa de Viale Venezia a las 5:55 pm, seguido del resto de participantes en el Homenaje Ferrari, mientras que el último en hacerlo fue el 612 Sessante (número 652), que partió sólo una hora antes que el primer coche de las Mille Miglia.

Tras la salida, cuando se ponga el sol y con los aficionados situados en los márgenes de la carretera, los vehículos se dirigirán hacia el Lago de Garda, pasarán por Verona y entrarán en el Valle del Po, para llegar a la ciudad de Cento y finalizar la primera etapa en Imola.

Ferrari S.p.A.- domicilio social: vìa Emilia Est 1163, Módena (Italia) - capital social Euros 20.260.000 - NIF-IVA 00159560366
Inscrita en el registro mercantil de Módena con el n° 00159560366 - Copyright 2014 - Todos los derechos reservados